Suicidio en Cuerámaro

Cuerámaro, Gto., 21 de noviembre. ¡Perdónenme, los quiero mucho a todos!, fueron las palabras que dejó en un recado escrito en una hoja de libreta una joven de 17 años, que decidió salir por la “puerta falsa” privándose de la existencia por problemas que sólo ella supo y se llevó hasta la tumba. Aprovechó las horas de la madrugada en que todos sus familiares dormían para tomar la fatal decisión ingiriendo una pastilla de las que se utilizan para curar el maíz.