Identifican a ejecutados

Irapuato, Gto., 18 de agosto. La Sub Procuraduría de Justicia Región “B” informó ayer, que ya fueron identificados los tres decapitados, todos eran de Pénjamo, no eran policías, uno era adicto a las drogas, y los otros dos eran hermanos, se dedicaban al campo, los cuerpos sí correspondieron a las cabezas y los resultados de la necropsia arrojaron que los habrían decapitados cuando aún estaban vivos. Investigan móvil e identidad de responsables.
En relación a las dos víctimas pendientes de identificar, sobre hechos acontecidos la mañana del 15 de agosto en los municipios de Abasolo e Irapuato, han sido identificados como:
Los hermanos Miguel Gómez Gómez de 31 años y Fernando Gómez Gómez de 36 años, con domicilio en el municipio de Pénjamo, indicando familiares que se dedicaban al campo, y que el lunes por la tarde fue la última vez que los vieron con vida, pero desconocen adónde hayan ido o con quién, así como los motivos por los que fueron privados de la vida.
Con ello, la Unidad Especializada en Investigación de Homicidios da seguimiento a las indagatorias para esclarecer los hechos.
El primero que fue identificado se llamó, Francisco Sandoval Ramírez de 43 años de edad, era de Pénjamo y a decir de su familia, tenían como un año sin verlo, ya que no trabajaba, pero sabían que se drogaba.
La PGJE, tras indicar que correspondían los cuerpos a las cabezas, dijo que fueron decapitados, en donde fueron ubicados los cuerpos o sea en terrenos de la comunidad El Tope de este municipio y después fueron a tirar las cabezas cerca de la ciudad de Abasolo.
Recopilando
Como se informó en su momento, el martes después de las 7.30 de la mañana, las cabezas de tres hombres fueron localizadas tiradas a un lado de la carretera federal 90 a la entrada a Abasolo, una de ellas fue aplastada por algún carro al pasar, no estaban identificados y cuatro horas después, ubicaron los cuerpos que serían los restos que faltaban.